Riesgo Cardiovascular

HIPERTENSIÓN ARTERIAL


RIESGO CARDIOVASCULAR

¿Qué son las enfermedades cardiovasculares?

Son enfermedades que afectan a las arterias del corazón y del resto del organismo, principalmente cerebro, riñón y miembros inferiores.

Las más importantes son:

Son muy graves y la principal causa de muerte sobre todo en países desarrollados.

¿Qué es el riesgo cardiovascular?

Es la probabilidad que tiene un individuo de sufrir una de estas enfermedades dentro de un determinado plazo de tiempo. Esto va a depender de que se tengan uno o más factores que predisponen a padecer estas enfermedades.

¿De qué depende el riesgo cardiovascular?

Algunos de los factores de riesgo que predisponen a padecer una enfermedad cardiovascular, no se pueden modificar: la edad, el sexo, la raza y los antecedentes familiares.

Sin embargo, existen otros factores que sí podemos modificar:

  • Hipertensión arterial
  • Aumento del colesterol
  • Diabetes
  • Tabaquismo
  • Sobrepeso y obesidad
  • Sedentarismo
  • Abuso de alcohol
  • Ansiedad y estrés

No tenemos que olvidar que el consumo de tabaco, la hipertensión arterial y la hipercolesterolemia son los tres factores modificables más importantes para aumentar el riego cardiovascular.

¿Qué pasa si se tienen varios factores de riesgo cardiovascular?

Cuando se tiene varios factores de riesgo cardiovascular a la vez, aunque cada uno solo esté ligeramente alterado y no les demos importancia (exceso moderado de peso, poca actividad física, la tensión arterial un poco alta, el colesterol algo aumentado y además se fuma), el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular es igual e incluso mayor que si existe un solo factor de riesgo muy alterado.

La existencia de varios factores de riesgo multiplica el riesgo de manera exponencial.

¿Cómo se puede prevenir el riesgo cardiovascular?

Es fundamental conseguir un control adecuado de las cifras de presión arterial, de colesterol y de glucosa en sangre.

Además, debe mantener el peso adecuado, realizar actividad física de manera regular (caminar a paso ligero 30 minutos diarios al menos cuatro o cinco veces a la semana) y si fuma, es imprescindible abandonar el hábito.